Contigo en el Recuerdo

Validar los sentimientos, generar espacios de reconocimiento y conversar en pareja son algunas claves para enfrentar la pérdida de un hijo.

Cómo afronta un padre la pérdida de un hijo

La muerte de un ser querido es difícil de sobrellevar en cualquier momento y circunstancia de nuestra vida. A tal punto de cambiar nuestro mundo. Así ocurre por ejemplo con el duelo por muerte perinatal o neonatal de un hijo o hija, una pérdida que enfrenta a la pareja a un sinnúmero de emociones.

Sabiendo cómo afecta a la madre la pérdida de un recién nacido, es importante abordar cómo afronta un padre esta situación. Y también cómo puede actuar él en medio de la relación de pareja.

Enfrentar la pérdida de un hijo

María José Bononato, psicóloga colaboradora de Contigo en el Recuerdo, explica en primer término dos consideraciones al momento de hablar del padre y su duelo. “Lo primero es que no hay una sola manera de vivirlo, es un camino personal y único”, detalla.

Pero además, el duelo por muerte perinatal es uno de los duelos más desautorizados, “sobre todo en los padres que no son portadores del bebé”, comenta.

Ver video: Cómo enfrentarse a la culpa del sobreviviente

De ahí que para sobrellevar esta pérdida se hace importante validar los sentimientos y entregar espacios para la expresión de la emocionalidad, evitando invisibilizar el dolor. Y también es fundamental tener instancias donde se reconozca esa vida que partió.

¿Cómo hacer esto último? Algunos padres, para sentir que siguen conectados con su bebé, le dan un nombre y un lugar dentro de la narrativa familiar.

“Es un espacio de reconocimiento: sea con fotos, un árbol genealógico, un símbolo visible en casa, entre otras cosas, o también pueden conversar o rezarle a ese bebé”, apunta la experta.

Este ejercicio puede ser relevante especialmente si el entorno no reconoce la existencia de ese hijo o hija, al no estar tan conectado con ese nuevo ser humano como si lo están los padres.

El apoyo hacia la pareja

El padre que ha sufrido la muerte de un hijo en general vive una dualidad: es a la vez doliente y la persona más vinculada a la madre, es decir su principal apoyo. Por eso, es clave la comunicación entre ambos.

“Hablar de lo que siente cada uno es importante: el respeto mutuo, el acompañamiento, la validación y compartir el dolor”, explica María José Bononato, son aspectos que deben aparecer en la relación al vivir el duelo.

Artículo relacionado: El rol del padre en el duelo perinatal

La clave en el caso del padre es ser capaz de escuchar y vincularse con su pareja en este momento complejo.

“Tener un hijo es un proyecto de vida y puede que se haga inevitable conversar sobre lo que se viene a futuro, lo que espera cada uno y lo que sienten actualmente”, dice la profesional.

¡COMPÁRTENOS!

Share on facebook
Share on twitter
Share on email