Contigo en el Recuerdo

El duelo es un proceso muy personal. Pero hay determinados aspectos que hacen vislumbrar la necesidad de buscar ayuda profesional.

Cuándo pedir ayuda profesional durante el duelo

El duelo es un proceso muy personal, por lo que, cómo lo vive cada individuo, el tiempo que toma y el apoyo que requiere para superarlo, son instancias sumamente privadas y que varían en cada persona. Pero hay determinados aspectos que pueden hacer vislumbrar la necesidad de buscar ayuda profesional.

¿Cuándo se hace relevante buscar ayuda profesion?

1- Cuando la persona continúa en viviendo un duelo, con malestares físicos, emocionales, cognitivos y conductuales, durante más de dos años. O, por el contrario, si no se ha manifestado ninguno de los síntomas en un tiempo significativo, mostrando una ausencia total de ellos.

2- Si se manifiesta un excesivo sentimiento de culpa, asociado a la causa de fallecimiento del ser querido, al tipo de relación que mantenía con quien ya partió, entre otros factores.

3- Al tener una idea fragmentada de la imagen de quien ya no está presente, considerándolo como una persona de características puramente positivas o, por el contrario, sólo de aspectos negativos.

4- Cuando se presentan cambios bruscos de personalidad, como por ejemplo pasar de la introversión a la extroversión. En esos casos, es importante detenerse en ellos, analizarlos y no restarle importancia. Cabe mencionar que, muchas veces cuando la persona está transitando por el proceso de duelo o de adaptación, los cambios de personalidad son esperables.

5- Al presentar insomnio moderado a grave, abuso de sustancias, ansiedad incontrolable, estados depresivos prolongados, ideas de muerte o de suicidio.

6- Además cuando se presenta alguno de los siguientes sentimientos o situaciones:

  • Sentimiento intenso de soledad que dura mucho tiempo.
  • Se pierde la motivación por las cosas.
  • La sensación de que no se vislumbra un futuro.
  • No ha podido retomar la rutina habitual tras dos semanas de la partida del ser querido.
  • Sentir que se ha vuelto insensible, es decir, nada lo conmueve.
  • Cuando hay mucha
  • Cuando se tiene la sensación de que todo ha sido un sueño irreal.

En muchas ocasiones todos estos síntomas son normales, pero es fundamental prestarles atención si perduran en el tiempo, si ocurren constantemente y de manera intensas, y si no permiten llevar una vida normal. De ser así, se sugiere solicitar ayuda profesional para poder enfrentarlo y superarlo.

Te invitamos a ser parte de nuestra comunidad en Instagram y Facebook.

¡COMPÁRTENOS!

Share on facebook
Share on twitter
Share on email